Columna. Nudo Mixteco.

'A riesgo de provocar enojos y la inconformidad de algunos sectores'

 

EL SERVICIO PÚBLICO COMO VOCACIÓN.

Por Joel F. Gálvez Vivar /APIM.

Si no queremos estar sujetos a las inquietudes del azar, vayamos formando a tiempo a los futuros hombres de gobierno, ya que hoy menos que nunca podemos fiarnos de los improvisados y su falta de oficio en el desempeño público; puesto que en la evolución y crecimiento de toda sociedad esta se complejiza y va aumentando en forma inusitada los problemas de esta. Así pues, las cuestiones del orden se complican enormemente, dado que la justicia y seguridad pública son una demanda de la ciudadanía; la educación y cultura aseguran el futuro de las siguientes generaciones; las obras y servicios públicos son el esqueleto de cualquier ciudad, y estos puntos siempre estarán en primera línea de todo gobierno.

En tanto que la civilización, cuanto más avanza se hace más compleja y difícil de gobernar. Los problemas que hoy se plantean son sumamente intrincados cada vez es menor el número de personas cuya cualidades y vocación están a la altura de las circunstancias de los problemas que se presenten.

  • cabildo
  • .
  • Ese es el caso del municipio de Huajuapan de León, Oaxaca, ya que sus ciudadanos no sólo conocen, sino padecen y enfrentas cada día los abusos y destinos de los miembros del gobierno municipal, precisamente por improvisados, ambiciosos y por falta de oficio en cuanto a la administración pública y sus problemas. Este ayuntamiento se presenta entre sus regidores y su titular, diversos intereses particulares que hacen ver a esta administración fragmentada y en momentos subordinada a los deseos de su excelentísimo presidente Luis de Guadalupe Martínez Ramírez. Situación que quienes llevan las de perder son los pobladores de esta ciudad mixteca.

    A estas alturas de la administración que preside el “incorruptible” e “invencible” Luis de Guadalupe , quien por segunda ocasión se desempeña como munícipe de la Heroica Ciudad de Huajuapan, no hay manifestaciones de avances significativos en su ejercicio, como buen alumno emulando al titular de la entidad Oaxaqueña Gabino Cué Monteagudo, en incapacidad, prepotencia y embriaguez política de los regidores y primer regidor de todos los colores que conforman ese cabildo, han perdido suelo,  y ahora usan saco y corbata creen con imagen resolverán los problemas que padece esta ciudad.

    Es bien recordado que cuando en campaña parecían espantapájaros y prometían resolver los problemas de esta población, muchos de los que hoy son regidores en campaña pensaban que la administración pública era “pan comido”, como es el caso de Fidel Ángel López González, Regidor de Vialidades y Movilidad, iba a decir limosneando que resolverían en menos de 100 dias los problemas de cada colonia y agencia de este municipio, hoy ya no miran igual a aquel que les dio su voto, al paisano que lo llevo a ese cargo público donde obtiene jugosas dietas y privilegios por estar a las órdenes de su patrón en turno.

    Verdad es que hay individuos geniales que, consagrados a muy distintas actividades, han logrado acreditarse como políticos de altura, verdaderos conductores y engañadores del pueblo.

    Pero en la historia de esta ciudad hay quienes han sido la excepción; entre éstos se puede nombra a secas y sin tanto “bombo y platillo” a don Manuel Bautista Arias, originario de esta ciudad de Huajuapan de León. Él nunca vivió de la política y cuando le toco servir a los Huajuapenses les dio cátedra de servicio público, él mismo con pico y pala en manos abrió brechas para la construcción del Huajuapan que anhelamos, virtud y mística con  que los Huajuapenses lo recuerdan con cariño.

    Pero los ahora regidores incluido el sobrino del ex munícipe referido ya no vuelven la mirada al pueblo, se apartan para no saludarles, son los primeros violadores del estado de derecho, prepotentes su actuar, caminan agachados y maquillados del rostro, seguidos del sequito servil, no han sabido conducirse en la cosa pública, creen que a ellos habrá la servidumbre de atender y así se comportan, puesto que nunca se prepararon ni están capacitados para tan honrosa distinción; nada del tan anunciado diplomado han puesto en práctica.

    Jaque Mate: El verdadero periodismo lo hace el periodista de a pie, el corresponsal es quien lleva a la mente y al corazón del pueblo la esencia de la comunicación, la verdad propiamente dicha, aunque el reportaje sigue incólume como columna vertebral del periodismo, entonces pudiese decir que el periodismo y la información verdadera esta donde ésta el periodista de abolengo, puede tener influencia o el formato del periódico, pero también aunque el periódico no sea del mismo tamaño formato lo importante es, en el que escribe el periodista de abolengo, el que tenga oídos que oiga y el que tenga ojos que lea, y que piensa que analice. Gracias a los amigos que todavía siguen creyendo en quien escribe esta columna. ¡Gracias Sub.!

    Hasta la próxima entrega.